Cómo empezó

Pues la idea de hacer un viaje por Europa en moto empezó hace mucho, cuando en junio del 2009, con todo preparado reventé la moto que tenía en ese momento contra un coche y salí volando para aterrizar contra un muro.

Ese verano, obviamente, no pudo ser, ni tenía el cuerpo bien ni tenía moto, ni tiempo suficiente para hacer esa ruta. Aun así, 20 días después me compré una nueva moto, preparé un poco de ropa y me fui unos días a la Bretaña Francesa, primero. Volví para recuperar mi magullado cuerpo. Y me bajé hasta Huelva.

Si había podido hacer 4000 kilómetros con el cuerpo magullado y no había cogido miedo a las motos… todavía iba a dar yo mucha guerra sobre las dos ruedas.

Este año, tras comprarme una Honda Transalp, con la intención de dar una vuelta al mundo empezando en septiembre del 2016, decidí que debería probarla antes y, qué mejor, ¿que hacerme un viaje que no pude hacer en el pasado por Europa llegando hasta Cabo Norte?